lunes, 2 de junio de 2014

Unos 300 agentes encapsularon a unos cien manifestantes y les obligaron a dejarse grabar la cara y el cuerpo, muchos de ellos con la capucha puesta,: El vídeo ... y mas

Mossos encapsulan a manifestantes durante tres horas 

Los Mossos d'Esquadra obligaron a decenas de jóvenes a posar encapuchados para tomarles imágenes en plena calle durante la manifestación de ayer sábado en Barcelona en apoyo al centro social Can Vies del barrio de Sants.
La policía impidió la presencia de la prensa, pero siempre hay medios que buscan informar de lo que ocurre en las cloacas policiales. Anoche la instalaron en las Ramblas y alguien buscó un sitio para grabarles. Esta práctica es irregular porque ha de hacerse en presencia de abogado o por una orden judicial.

mmmm
 


Los mossos obligan a manifestantes a dejarse fotografiar encapuchados

 Los Mossos d'Esquadra han estrenado una práctica inédita hasta ahora en sus actuaciones represivas. En la manifestación anoche en defensa del centro social Can Vies de Sant, decenas de furgonetas y unos 300 agentes encapsularon a unos cien manifestantes y les obligaron a dejarse grabar la cara y el cuerpo, muchos de ellos con la capucha puesta, sin la presencia de ningún abogado ni en base a ninguna orden judicial, algo irregular. (Vídeo)
La operación, que duró más de tres horas en plena Gran Vía barcelonesa tras la manifestación que congregó a miles de personas, ha generado las denuncias de entidades sociales y colectivos en defensa de los derechos sociales, de lo califican una escalada muy peligrosa en los métodos represivos de la Policía.

Las personas retenidas fueron pasando a una cola, vigilada a ambos lados por antidisturbios, hasta llegar a un espacio habilitado entre furgonetas donde los agentes los registraban, grababan en vídeo sus DNI, sus caras y sus cuerpos, y los ponían con ropa como sudaderas con capucha y pasamontañas.

El abogado y miembro de la Coordinadora Catalana para la Prevención de la Tortura, Andrés García Berrio, se personó en el lugar de los hechos exigiendo que se detuviera una práctica que viola los derechos de la persona, según denunció. Obligar a alguien a ponerse una ropa y ser retratado con ella "es una diligencia de prueba que en todo caso debe hacerse ante la presencia de abogado, y se tiene derecho a negarse", advirtió García Berrio.

El operativo estuvo acompañado durante las tres horas que duró por una cacerolada. Numerosos vecinos desde sus balcones, peatones con sus llaveros e incluso ciclistas haciendo sonar los timbres de sus bicis expresaron su rechazo al actuación policial.

También acudieron los diputados del Parlamento David Fernández, de la CUP, y David Companyon, de ICV-EUiA. Companyon anunció que reclamará la comparecencia urgente del consejero de Interior, Ramon Espadaler, para que dé explicaciones sobre esta actuación.

Fuente: la Directa

Tomado de  http://elventano.blogspot.com.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario